La Red Natura 2000

LA RED NATURA 2000

(Descargar PDF)

La red Natura 2000 (RN 2000) es una red ecológica creada en el año 1992 mediante la conocida como “Directiva de Hábitats” (Directiva 92/43/CE relativa a la conservación de los hábitats naturales y de la fauna y flora silvestres) en cuyo artículo 3.1 se establece que:

Se crea una red ecológica europea coherente de zonas especiales de conservación, denominada ‘Natura 2000’. Dicha red, compuesta por los lugares que alberguen tipos de hábitats naturales que figuran en el Anexo I y de hábitats de especies que figuran en el Anexo II, deberá garantizar el mantenimiento o, en su caso, el restablecimiento, en un estado de conservación favorable, de los tipos de hábitats naturales y de los hábitats de las especies de que se trate en su área de distribución natural”.

Esta red se trata del principal instrumento para la conservación de la naturaleza de la Unión Europea.

Las dos Directivas que conforman la RN 2000 han sido traspuestas al ordenamiento jurídico español mediante la promulgación de la Ley 42/2007, de 13 de diciembre, del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad, que constituye el marco legal básico de la Red en España.

Asimismo existen otras leyes nacionales de carácter sectorial que completan y complementa a la Ley 42/2007 en relación con la RN 2000, como por ejemplo:

  • Ley 41/2010, de 29 de diciembre, de protección del medio marino mediante la cual se crea la Red de Áreas Marinas Protegidas de España, de la que podrán formar parte las ZECs y las ZEPAs de la RN 2000.
  • Real Decreto Legislativo 1/2008, de 11 de enero, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental de proyectos que regula la evaluación de impacto ambiental de, entre otros, los proyectos que, sin estar incluidos en el anexo I de la Directiva de Hábitats, pueden afectar directa o indirectamente a los espacios que forman parte de la RN 2000.
  • Ley 9/2006, de 28 de abril, sobre evaluación de los efectos de determinados planes y programas en el medio ambiente mediante la cual se establece la necesidad de someter a evaluación ambiental los planes que puedan afectar a los espacios de la RN 2000.
  • Real Decreto Legislativo 2/2008, de 20 de junio, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Suelo en el que se determina, al igual que la Ley 42/2007, que sólo podrá alterarse la delimitación de los espacios de la RN 2000, cuando así lo justifiquen los cambios provocados en ellos por su evolución natural, científicamente demostrada.
  • Real Decreto Legislativo 1/2001, de 20 de julio, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de Aguas mediante el cual se transpone al ordenamiento jurídico español la Directiva Marco del Agua, y en el que se establece que para cada demarcación hidrográfica existirá un registro de sus zonas protegidas, en el que se incluirán, entre otras, aquéllas que hayan sido declaradas objeto de protección especial en virtud de una norma específica sobre conservación de tipos de hábitat y especies directamente dependientes del agua, como los espacios Natura 2000.
  • Ley 45/2007, de 13 de diciembre, para el desarrollo sostenible del medio rural en la que se establece que las áreas rurales integradas en la RN 2000 tienen la consideración de zonas rurales prioritarias a efectos de la aplicación del Programa de Desarrollo Rural Sostenible.

La RN2000 no se encuentra distribuida solamente entre los países pertenecientes a la Unión Europea sino que abarca otros países de Europa y se encuentra formada por áreas de conservación de la biodiversidad. Dichas áreas se encuentran formadas por Zonas Especiales de Conservación (ZECs) y los Lugares de Interés Comunitario (LICs) hasta que se transformen en ZECs, ambos establecidos según lo dispuesto en la ya mencionada Directiva de Hábitats y por Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPAs) establecidas según lo dispuesto en la conocida como Directiva de Aves (Directiva 2009/147/CE relativa a la conservación de las aves silvestres).  En la actualidad en dichos

Actualmente en España contamos con 1.448 LICs, 562 ZECs y 598 ZEPAs que comprenden aproximadamente el 27% del territorio nacional (aproximadamente unos 150.000 km2).

El principal objetivo que persigue la RN 2000 es el de tratar de asegurar la supervivencia a largo plazo de las especies y de los tipos de hábitats de Europa, tratando de detener la pérdida de su biodiversidad. Los tipos de hábitats y de especies de flora y fauna incluidos en la RN 2000 se encuentran enumerados en los anexos I y II de la Directiva de Hábitats y en el anexo I de la Directiva de Aves. En la actualidad en dichos anexos se enumeran 118 tipos de hábitats y 388 tipos de especies.

La inclusión de un hábitat en la categoría de ZEC no resulta una tarea sencilla sino que es fruto de un largo proceso técnico y administrativo.

Este procedimiento comienza mediante la proposición por parte de cada Estado miembro de la UE de una lista nacional de los lugares que pueden llegar a ser considerados “de interés comunitario” (Lugares de Interés Comunitario o LICs) de acuerdo con los criterios establecidos en el Anexo III de la Directiva de Hábitats.

A partir de estas listas nacionales la Comisión Europea, en colaboración con los diferentes Estados, elabora una propuesta de lista de LICs para cada una de las regiones biogeográficas en que se divide el territorio europeo.

A continuación, la propuesta de LICs elaborada por la Comisión se presenta ante el Comité de Hábitats y en el caso en que dicho Comité emita un dictamen favorable la lista vuelve a la comisión para su aprobación definitiva.

Tras la aprobación de esta lista de LICs los diferentes Estados tienen la obligación de designar lo más rápidamente posible -a más tardar 6 años- los lugares reconocidos como LICs como ZECs adoptando las medidas de conservación necesarias en atención a las exigencias ecológicas de cada hábitat y de sus especies.

En relación a las ZEPAs la Directiva de Aves no establece ningún procedimiento especial para designar y designar estas zonas de protección de aves sino que dichas áreas son designadas directamente por los Estados. Para la identificación y selección de dichas zonas solamente es necesario que los Estados empleen criterios científicos; en este sentido la Comisión Europea emplea como criterios de referencia el inventario de “Áreas Importantes para las Aves” de la BirdLife International

Para dar cumplimiento a los objetivos requeridos por la RN 2000 en España se han creado las “Bases ecológicas preliminares para la conservación de los tipos de hábitats de interés comunitario en España”. Estas bases están concebidas como una herramienta de apoyo que tiene por finalidad el proporcionar una información completa sobre los tipos de ecosistemas españoles incluidos en el anexo I de la Directiva de Hábitats a partir del conocimiento científico adquirido.

Los principales objetivos de las bases consisten en identificar y describir de la forma más completa y exhaustiva posible cada uno de los hábitats y tipificar cuales serían sus estados favorables de conservación con la finalidad de obtener una imagen bien definida de hacia dónde deben ser orientadas las acciones de conservación y restauración necesarias para mantener dichos hábitats en un estado favorable. Lo que se pretende con estas bases es determinar los factores bióticos y abióticos que rigen la estructura de cada ecosistema sometido a estudio, su funcionamiento y dinámica temporal y sus relaciones ecológicas con otros ecosistemas.

Y ya para finalizar cabe señalar que sin duda alguna uno de los factores que más ha contribuido al éxito alcanzado por la RN 2000 ha sido su financiación. En este sentido debemos comenzar apuntando que la Directiva de Hábitats no define cuáles serán las fuentes de financiación para la creación de la RN 2000; sin embargo lo que si se establece es que los Estados han de presentar a la Comisión Europea las estimaciones de los costes que se consideren necesarios para realizar las medidas de conservación y recuperación necesarias para cumplir los requisitos de la Red. Asimismo también especifica la Directiva que los costes serán cofinanciados entre los Estados miembros y la Unión Europea; y ello es así porque hay que tener en cuenta que las áreas LICs, ZECs y ZEPAs se encuentran desigualmente distribuidas entre los países de la Unión Europea por lo que se hace necesario que todos contribuyan a su mantenimiento y no solamente los países en los que dichas áreas se encuentren ubicadas.

En este sentido en la Comunicación de la Unión Europea 2004/231 de 15 de julio de 2004 la Comisión Europea señaló en relación con la financiación de la RN 2000 que al no contar con fondos destinados específicamente para la Red, dichos costes podrían ser integrados en los diferentes fondos comunitarios ya existentes como por ejemplo los fondos de desarrollo regional, los fondos de cohesión, los fondos agrícolas de desarrollo rural, etc. Sin embargo con este método de financiación se está dejando en manos de los Estados la potestad de emplear o no dichos fondos en el mantenimiento de la Red; es por ello que lo ideal sería que en un futuro la Unión Europea contara con fondos específicamente destinados a la conservación y restauración de la RN 2000.

Bibliografía

http://ec.europa.eu/environment/nature/natura2000/index_en.htm

http://eur-lex.europa.eu/homepage.html?locale=es

http://www.redeuroparc.org/zepa_y_lipzec.jsp

http://www.wwf.es/que_hacemos/especies/nuestras_soluciones/red_natura_2000/financiacion/

http://www.magrama.gob.es/es/biodiversidad/temas/espacios-protegidos/red-natura-2000/default.aspx

http://www.actualidadjuridicaambiental.com/?tag=zonas-de-especial-conservacion-zec